Salchichas de pollo en mambo

Salchichas de pollo

Hacer salchichas de pollo en mambo

Hacer salchichas de pollo en mambo es muy sencillo gracias a la receta que compartimos en esta entrada de cocinaenmambo

Origen de las salchichas de pollo

Muchas fuentes coinciden en situar a la salchicha, como ocurre con tantos hitos culturales, en algún lugar de Mesopotamia alrededor del 3000 a.C. La variante oriental señala que productos semejantes pueden encontrarse en la China del 580 a.C. Sin embargo, nos gusta más la versión que ofrece en una entrevista con ‘The Sunday Post’ Gary Allen: “Probablemente, en algún momento de la Antigüedad, un cazador se dio cuenta de que los intestinos, el estómago y la piel de los animales podían dar una forma práctica a los restos de la carne y a los órganos que de otra manera se habrían desperdiciado”. Y conviene hacerle caso, porque probablemente sea uno de los grandes expertos mundiales de la materia, ya que es el autor de ‘Sausage: a Global History’ (Reaktion Book). La necesidad da lugar a soluciones universales, y ya que nuestros antepasados conocían las dificultades que presentaba salir a cazar cada día, una vez se hacían con un buen botín, debían aprovecharlo a fondo. El cerdo ha sido durante milenios el animal predilecto para las salchichas, ya que es un animal sabroso y fácil de curar (ah, ese jamoncito…), aunque tanto la ternera como el pollo, el pato, el gamo, la oveja o el carnero pueden servir. Especialmente en los países musulmanes, donde no se podía comer cerdo. La palabra “salchicha” nos ayuda a entender en qué consiste exactamente el plato: su origen se encuentra en el latín, que a su vez dio lugar al italiano “salciccia”. “Ciccia” era un hipocorístico utilizado por los niños para referirse a la carne, mientras que “sal” es, efectivamente, “sal”, ingrediente esencial a la hora de conservar los restos sobrantes de la carne. Esta preservación lo convirtió durante siglos en un alimento ideal para aguantar durante los impenitentes meses de invierno.

Más información en el confidencial

Como hacer salchichas de pollo en mambo

400 gramos de pechuga de pollo
60 gramos de zanahoria
1 huevo
Ajo en polvo
Cebolla en polvo
Sal
Pimienta

Instrucciones para hacer salchichas de pollo en Mambo

Para hacer salchichas de pollo en mambo, el primer paso que vamos a realizar es llenar la jarra con 500 ml de agua.
A continuación agregamos la zanahoria pelada cortada en trozos y programamos 10 minutos sin velocidad, 120 grados y una potencia de calor 10.

Mientras se cuece la zanahoria, troceamos el pollo con un cuchillo para que le sea más fácil al Mambo picarlo y reservamos.

Una vez haya terminado de cocer la zanahoria, retiramos el agua de la jarra, introducimos el pollo, un poco de sal, ajo en polvo, tomillo y programamos velocidad progresiva 6/8 durante 30 segundos.

Finalizado este programa, añadimos un huevo y programamos 2 minutos a velocidad 3 para batirlo y que se mezcle bien con la carne.

Una vez terminado este programa, sacamos la mezcla de la jarra y la metemos en el frigorífico durante al menos una hora.

Pasado este tiempo, la sacamos y la colocamos sobre film transparente cerrándolo como si de un caramelo se tratase y anudamos los extremos.

En mi caso, la mezcla la he puesto sobre el film a mano, pero quedaría mucho mejor si utilizas una manga. Te saldrán más homogéneas.

Hacer salchichas de pollo en mambo

Hacer salchichas de pollo en mambo

Una vez formadas todas las salchichas las colocamos en la vaporera y reservamos.

A continuación, llenamos la jarra con 800 ml de agua y programamos 4 minutos sin velocidad, 120 grados y potencia de calor 10 con el vaso medidor sin encajar.

Cuando termine este programa, colocamos la vaporera en su posición y con la tapa de la jarra sin poner programamos 10 minutos sin velocidad, 120 grados y potencia de calor 10.

El resultado es espectacular y las podemos consumir tal cual o fritas en aceite de oliva.

Deja una respuesta